¿Qué tienen en común Mohamed Merah, Faisal Shahzad y Taymour Al Abdaly?

Todos ellos, se trasladaron desde sus lugares de residencia en Toulouse, Connecticut y Estocolmo a campos de entrenamiento para muyahidines en Afganistán/Pakistán.

Al volver a Francia, Estados Unidos y Suecia, dejaron transcurrir diferentes periodos de tiempo, hasta que cometieron sus particulares acciones de yihad ya conocidas por todos.

En foros yihadistas como shumukh al-Islam, se orienta a los aspirantes a muyahidines, para seguir una serie de pautas que les permitan llegar con seguridad a los actuales frentes de la yihad o asistir a campos de entrenamiento. A continuación, se resumen los 14 puntos básicos:

  1. Confiar en Allah.
  2. Mantener en secreto su voluntad de marchar (incluso con su esposa, padres y compañeros de trabajo o estudios).
  3. Organizar previamente el trayecto viajando por varios países, sin itinerario directo.
  4. Tener un guía espiritual (sheikh) que proporcione asistencia religiosa y personas de contacto en las últimas etapas del viaje.
  5. Es más eficaz y seguro realizar el viaje solo una persona.
  6. Calcular la cantidad aproximada de dinero necesaria y llevar un poco más para incidentes imprevistos. No llevar demasiado dinero para que pueda levantar sospechas. Sobre todo, no utilizar tarjetas de crédito ni transacciones bancarias que permitan seguir su rastro.
  7. Planificar los motivos del viaje a cada país, tener memorizadas explicaciones razonables para cada visita y poder responder ante preguntas en oficinas de pasaportes o Aduanas. Si el motivo es por turismo, llevar en el equipaje catálogos o folletos de agencias de viaje o libros turísticos.
  8. En caso de llevar documentación falsificada, que la fotografía sea actualizada y que el aspecto personal no infunda sospechas, incluso llevar cigarrillos y alcohol.
  9. Desconfiar de cualquier hermano musulmán que pretenda entablar amistad, pueden ser infiltrados de cuerpos de seguridad o agencias de inteligencia.
  10. Al alojarse en albergues o casas de huéspedes de hermanos, tener muy claras las explicaciones que se dan, para no caer en contradicciones.
  11. Si se realiza el viaje sin contar con el apoyo del punto 4, tener en cuenta que habrá que tener mucha paciencia para ser aceptado, e incluso, en lugares como Yemen no aceptarán hermanos sin respaldo previo, o tendrás que pasar pruebas muy duras.
  12. Los hermanos que encontrarás en la última etapa del viaje, se quedarán con parte del dinero que lleves. Para ayudar a otros hermanos o necesidades especiales.
  13. Tener claro que la paciencia es fundamental y no cometer errores para llegar con éxito a la yihad.
  14. No quejarse, ni murmurar. Ante situaciones de duda o debilidad, rezar y leer el Corán.

En el caso de España, se tiene constancia que al menos tres jóvenes ceutíes, entre ellos Rachid Wahbi (fotografía inferior) se incorporaron a grupos afines a Al Qaeda en Siria, inmolándose en atentados suicidas. Siguiendo su ejemplo, existen algunos más que se han aventurado como ellos, tratando incluso de incorporarse a los grupos islamistas del norte de Mali.

El peor de los escenarios, está aún por llegar, en el caso probable que algunos de ellos vuelvan, con la preparación adquirida en los campos de entrenamiento o frentes de batalla, a sus domicilios en nuestras ciudades, barrios, o en la puerta de al lado.