“Declaración importante de Ansar Al Dine sobre las recientes operaciones militares”, con este titular se publicó el pasado sábado 19 de enero de 2013, en una página de contenidos yihadistas de Facebook una declaración en árabe dividida en cuatro apartados precedidos por una breve introducción. A continuación se detallan sus principales contenidos:

En estos mismos días del año pasado, Ansar Al Dine daba los primeros pasos para la creación del proyecto islámico en la provincia de Azawad en el norte de Mali, sus habitantes vieron la capacidad de liderazgo y con la aplicación de la sharia, volvieron a tener esperanza, creyendo así en la justicia a través de la tolerancia del islam, tras haber saboreado durante décadas la trágica amargura bajo la opresión de los infieles e hipócritas. Todo en virtud de una ley que les dio origen y que habían heredado de generación en generación.

Comunicado Ansar Dine 1

Página de Facebook donde se publicó el comunicado

La responsabilidad de este proyecto recayó en Ansar Al Dine, bajo cuyo liderazgo se realizaron varios ataques preventivos al ejército del régimen opresor y racista, cuya rápida evolución superó las expectativas de los observadores.

Hoy, envueltos en los actuales sucesos, se realiza el siguiente comunicado con el fin de aclarar posiciones:

Primero: los motivos de las operaciones militares.

No ha sido una decisión sencilla, todo el mundo sabe lo difícil que es luchar en esta guerra en la que las potencias coloniales han movilizado sus ejércitos para invadirnos, en virtud de la enorme disparidad de efectivos y equipamientos. Los seguidores de Ansar Al Dine, se vieron obligados al inicio de las operaciones militares ante las trágicas circunstancias en las que se encontraba nuestro oprimido e indefenso pueblo, las causas principales son:

  1. Los incesantes ataques contra nuestro inocente e indefenso pueblo en varias ocasiones tanto en el sur como en el oeste, cometidos por el ejército del régimen racista y vengativo, esclavo de las potencias coloniales y ante el silencio de las organizaciones de derechos humanos.
  2. El incumplimiento de todas las iniciativas hechas por los negociadores de la delegación de Ansar Al Dine que han intentado la búsqueda de una solución pacífica a la crisis política y humanitaria durante las reuniones con los líderes del régimen de Bamako que se encontraban presionados por sus amos de París, a pesar de nuestra apertura a sus demandas y nuestra solicitud de implementar la ley islámica.
  3. Los preparativos cada vez más inminentes de la Francia colonial y sus aliados en la región para la intervención militar, alegando la lucha contra el terrorismo. Haciendo declaraciones sus líderes en los medios de comunicación en las que olvidan su apoyo a las dictaduras terroristas, incluido el régimen racista de Bamako.
  4. La información confirmada del comienzo de la ofensiva militar en la ciudad de Douentza, aprovechando que Ansar Al Dine se encontraba ocupado en el proceso de negociación, distribuyendo sus unidades de combate en grandes áreas para obtener el control de la zona, bajo la planificación y supervisión de oficiales franceses, prueba inequívoca de su presencia en la región de Kona, aprovechando el acuerdo tácito entre el ejército y Ansar Al Dine para un alto el fuego.

Ansar Dine 1

Segundo: detalles de las operaciones militares en la región de Kona.

  1. El bombardeo indiscriminado con artillería pesada por el ejército de Mali dio inicio a las operaciones militares en la zona de Kona el martes 8 de enero. Produciéndose un enfrentamiento entre guerrilleros y militares que se saldó con un soldado muerto. Tras lo cual el ejército de Mali tomó posiciones en los poblados adyacentes, tomando a sus habitantes como escudos humanos.
  2. La batalla de Kona comenzó el jueves 10 de enero a partir de las nueve de la mañana hasta última hora de la tarde, produciendo una enorme sorpresa al enemigo, resultando muertos 25 militares de Mali y 6 vehículos blindados destruidos, empleando grandes cantidades de municiones de armas ligeras y medianas, retirándose el ejército con severas pérdidas.
  3. Los muyahidines tuvieron mucho cuidado de no atacar a la población civil ni sabotear las infraestructuras de la localidad, cosa que produjo gran alegría entre los habitantes que aplaudieron y vitorearon la llegada de los miembros de Ansar Al Dine, ofreciéndoles agua para que hiciesen sus abluciones antes de rezar. No se produjeron bajas entre las unidades de combate de los muyahidines, mientras que murieron cinco civiles, que Allah les acepte como mártires.
  4. La terrible derrota sufrida por el enemigo en Kona, fue la primera chispa de la campaña iniciada por las fuerzas coloniales francesas con fuertes bombardeos sobre la ciudad, dirigidos sobre las mezquitas y viviendas aisladas, matando a ocho personas más en una flagrante violación de la ética de la guerra. Allah vengó a los musulmanes permitiendo el derribo de un helicóptero francés, matando a su piloto, obligando al enemigo a reconocerlo tras varios días de mantenerlo en secreto.
  5. La ofensiva desinformadora de la cruzada iniciada por Francia afirmó que tras los bombardeos de Kona, el ejército de Mali había recuperado el control de Kona provocando la huida de los muyahidines y el regreso a sus anteriores bases, dejando tras de sí decenas de muertos. Todo esto no era más que mentiras y engaños de la maquinaria de los medios de comunicación franceses. Por suerte el Comité de Medios de Ansar Al Dine refutó los engaños del enemigo aportando videos y grabaciones sonoras, aunque los espacios de que disponemos son escasos y limitados.
  6. Nos concentramos en las inmediaciones de Kona durante los siguientes cinco días, controlando las entradas y salidas en previsión de un      contraataque del ejército de Mali apoyado por los franceses, a la vez que fortalecimos las líneas de retaguardia en previsión de cualquier ataque envolvente. Retirando las unidades de combate del interior del pueblo. El miércoles 16 de enero se produjo un fuerte enfrentamiento con los franceses, respaldados por los militares de Mali, produciendo grandes bajas entre el enemigo, que reconoció tres muertos y el derribo de un helicóptero francés. Entre los muyahidines se produjeron dos bajas, rogamos a Allah que acepte sus almas como mártires. Tras lo cual replegamos nuestras líneas a la parte trasera de Kona.
  7. Los combatientes de Ansar Al Dine permanecieron cerca de Kona, entrando en sus calles el ejército de Mali, tras nuestra retirada intencionada, informando erróneamente los medios franceses al decir que habían expulsado a los muyahidines hacía ya varios días.

Ansar al Dine 16-01-13

Tercero: ataque a Mopti.

  1. Después de confirmar la disposición de las unidades de combate y tras haber agotado a las fuerzas militares de Mali en Kona, decidimos golpear la guarnición fortificada de Mopti. Iniciando la ofensiva a primera hora de la mañana, atacando primero los bastiones de sus alrededores e irrumpiendo después en el cuartel central. La batalla duró ocho horas en las que el enemigo sufrió graves pérdidas de vidas y material, destruimos 15 vehículos y 3 carros de combate, así como grandes cantidades de municiones y proyectiles, alcanzando los muyahidines el control total sobre todas las posiciones militares. Constatando como los soldados de Mali liquidaron a civiles inocentes y desarmados, resultando muerto un solo muyahidín, pidiendo a Allah que lo acepte entre los mártires.
  2. Tras la batalla, la aviación francesa bombardeó intensamente las posiciones de los muyahidines, tanto durante el día como por la noche, resultando muertos dos combatientes, por los que pedimos a Allah que los acepte como mártires. Debido a la gran presencia de civiles en la población y granjas de los alrededores, y tras comprobar la política de tierra quemada aplicada por Francia y ya conocida por su pasado colonial, decidimos replegar nuestras líneas para proteger a los civiles y sus propiedades tras el incesante bombardeo, evacuando la localidad y sacando todas nuestras unidades con pérdidas mínimas, con gratitud a Allah que alabado sea.
  3. La maquinaria mediática francesa continuó con su campaña falsa y engañosa, pero en esta ocasión en menor medida tras haber quedado en evidencia por las mentiras y difamaciones que citaron durante la batalla de Kona. Informando también de la llegada de algunas unidades militares de otros países africanos que los militares franceses no han dudado en utilizar como escudos humanos.

Ansar Dine 2

Cuarto: el éxito de los objetivos de las operaciones militares.

Gracias a Allah, durante todo este proceso, se han alcanzado la mayor parte de nuestras metas y objetivos, con grandes victorias que han superado las expectativas de los propios muyahidines. Mientras, desde la capital Bamako se informó con mentiras para buscar una justificación y que Francia ocupase en una nueva Cruzada los territorios musulmanes. A continuación se describen los logros más importantes:

  1. Hemos conseguido modernizar nuestra yihad para proteger el Islam aplicando la sharia, cosa que ha devuelto la dignidad a los musulmanes tras una era de esclavitud a manos de los mercenarios de Occidente.
  2. Se ha disciplinado a los monstruos-soldado del ejército racista, castigando a los asesinos de los clérigos y estudiosos del Islam. Deteniendo sus matanzas y limpieza étnica, violaciones del honor y saqueos de los bienes de la población civil.
  3. La dirección del ataque planeado sobre Douentza, decidido antes del estallido de los combates, planificado y supervisado por los franceses. Gracias a la obtención de inteligencia de los muyahidines se conocieron los detalles de la operación, con el arresto de algunos de los agentes de la red de espías que participaban en el plan.
  4. Los puestos de ataque con que contaban los franceses en Kona, fueron destruidos por completo, perdiendo gran cantidad de material que pretendían utilizar en la campaña posterior, como dispositivos de alta tecnología y equipos de transmisión y escucha. Igualmente destruimos sus puntos de concentración en Mopti, que se había convertido en trampolín para el genocidio de civiles desarmados en toda la región.
  5. El número de enemigos muertos durante las batallas de Kona y Mopti es de más de 50 según nuestras estadísticas y esperamos que la cifra real sea superior a esta, además de decenas de heridos y desaparecidos.
  6. Derribamos un helicóptero francés, resultando muerto un oficial.
  7. Hemos explorado geográficamente las regiones del sur entre Douentza y Kona, así como las inmediaciones de Mopti. Identificando los puntos estratégicos, así como reconociendo las carreteras primarias y secundarias, cruzando el rio e incluso profundizando en grandes áreas dominadas por el enemigo. Siendo un logro importante por la información obtenida.
  8. La comunicación con la población en estas áreas, ha permitido dar a conocer el significado de nuestro grupo y sus objetivos, lo que ha facilitado la incorporación de nuevos seguidores de diferentes razas.
  9. Hemos frustrado el plan de intervención internacional aprobado por el Consejo de Seguridad de la ONU para adiestrar y equipar al ejército maliense, apoyado por diversos países africanos y financiados por las potencias Occidentales.
  10. Se han asegurado las líneas de suministro y bases de retaguardia de los muyahidines, fortaleciendo nuestras capacidades logísticas, privando al enemigo de la posibilidad de tomar la iniciativa en lugares estratégicos.
  11. El objetivo más importante se ha logrado al envolver los pueblos islámicos con las fuerzas de los muyahidines para protegerlos de la erosión de la política francesa con su pasado colonial, culminando con la cohesión con la población civil, mostrándoles nuestra implicación en su beneficio al realizar nuestra yihad contra el ocupante cruzado, viendo la necesidad de apoyar a los muyahidines.

Ansar Dine 3

Para finalizar, la moral de los muyahidines es alta de la misma forma que lo es la desesperación de sus enemigos. Que Allah nos conceda paciencia y confianza, así como nos otorgue la victoria sobre los incrédulos. Nuestra última oración es para dar gracias a Allah.

La Oficina del Comité de Medios de Ansar Al Dine.

Tombuctú, 19 de enero de 2013